FANDOM


Esta página pertenece a la Negropedia.


"Te pongo una ración en dos platos y sale como una ración y media, ¿Te parece?"
— La pregunta del millón pero... ¿Te van a cobrar una o una y media? Qui lo sa.

La Llama es un mítico bar-restaurante-cafetería-bebedero de patos (esto último desde que Ramiro se dejó caer por allí y les enseñó cómo se hace), especializado en desayunos y meriendas (según sus servilletas), situado muy cerca de la Ciudad Universitaria de Madrid.

El período medio de espera en la calle aguardando a que te den la mesa que habías reservado para tal hora es inversamente proporcional a la temperatura exterior. De esta forma se consigue ver a grupos de treinta personas en pequeños corros, tiritando de frío y mirando con ansia por la cristalera del bar como huérfanos vagabundos ante un escaparate de chocolatinas.

El menú más habitual consumido por los negropedistas en la La Llama es el llamado lo de siempre, compuesto principalmente por:

  • Patatas dos salsas
  • Revuelto de la Casa
  • Sepia con mayonesa
  • Carne adobada con patatas
  • Pimientos del padrón de los que le gustan a Cori.
  • Pollo empanao con mayonesa y patatas
  • Salchichas con patatas
  • y todo-lo-que-te-puedas-imaginar-que-puede-llevar-mayonesa...

En este bar está estrictamente prohibido, en palabras textuales de su encargado, pegar una voz más alta que otra, razón por la que cuando gritamos y cantamos borrachos lo hacemos todos al mismo y altísimo volumen para que ninguna sobresalga.

Te alabamos oh Julián!

Nuevas ideas y sugerenciasEditar

Tras la reapertura de la Llama este septiembre y confirmar que no se habían llevado a cabo reformas como decía un absurdo rumor, podeis plasmar aquí todas las ideas que creais que La Llama debería llevar a cabo para terminar de triunfar como bar:

  • Colocar una barra rotativa a lo Japo con medias raciones de las típicas, grifos self service de cerveza y sangría y una stripper en el centro.
  • Se vuelve un pub irlandés y se hace llamar The Olde Flame Tavern.
  • Se convierte en un topless pero siguen trabajando los mismos camareros de siempre (mmm, ese bigotito...).
  • Cambian los dueños y lo compran unos pakistaníes que venden kebabs.
  • Se vuelve un garito gótico, con calaveras y demonios por las paredes, pero los mismos camareros con la misma ropa, claro.

ATENCIÓN: Parece que tras el amago del año pasado, este verano sí que han hecho reformas, al menos han pintado la fachada de un agradable color "verde brisa marina" (o verde sin más, como prefiráis). ¿Será este el único cambio? ¿Habrán leido la Negropedia y adoptado alguna de nuestras sugerencias? No puedo esperar a septiembre para que lo descubramos.

Tfno de contacto: 915535323

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.